Empresas

Los regalos publicitarios como forma de fidelización

Aun en épocas de crisis, invertir en regalos publicitarios de nuestra empresa es necesario para conseguir nuevos clientes y fidelizar a los habituales.

En momentos en los que se aprecia un descenso de ventas generalizado en nuestra empresa, acusado por épocas de crisis, lo habitual es que pensemos en recortar gastos de todas las partidas de nuestro presupuesto.

Recortar en publicidad suele ser el primer paso cuando vemos descender nuestros ingresos, aunque no siempre suele ser la solución. De hecho, es contraproducente.

El gasto en publicidad, controlado, es necesario para generar nuevos clientes en tiempos de crisis, y hay que saber aprovechar el abaratamiento de precios que ha habido en casi todos los sectores para poder adquirir regalos publicitarios baratos.

Hay que entender que el gasto publicitario no es realmente un gasto, es una inversión.

Lógicamente, a menor número de ventas en los malos momentos, también hay un menor beneficio en la empresa, por lo que hay que tener una planificación y así poder estirar al máximo nuestro presupuesto para publicidad.

La competencia trabaja duro para arrebatarnos un potencial cliente o un cliente recurrente, por lo que está en nuestras manos el fidelizarlo y crear una relación de cercanía que lo mantenga unido a nuestra empresa.

Para ello debemos utilizar todas las herramientas que tengamos a nuestra disposición con tal de hacerle ver que es un pilar importante para nuestra empresa.

Adquirir regalos empresa baratos para poder ofrecerlos a nuestros clientes y obtener buenas recomendaciones es también muy importante.

Un cliente satisfecho con nuestros servicios o nuestro producto, por seguro va a recomendarnos a su círculo de amistades más cercano, pero por el contrario, si no hacemos sentir a un cliente valorado y se pasa a nuestra competencia, la opinión que transmita a sus allegados va a ser negativa, perdiendo entonces no solo al cliente que ya teníamos sino a varios nuevos clientes potenciales.

En la actualidad hay gran cantidad de regalos publicitarios economicos con los que podemos promocionarnos, como bolígrafos, camisetas, bolsas, memorias USB, etc… que aun siendo pequeños obsequios, influyen en las emociones de nuestro cliente y harán que valoren positivamente el trato que nuestra empresa ha tenido con el.

Mantener a un cliente satisfecho supone esfuerzo, tanto en inversión publicitaria como en trato personal, pero recuerda que un cliente insatisfecho es mucho más difícil de gestionar y que sus malas opiniones pueden hacerte perder muchos más clientes potenciales.

Leave a Comment