Consejos y Mantenimiento

Viaja cómodamente con tu bicicleta en tren y sin contratiempos

Viaja cómodamente con tu bicicleta en tren y sin contratiempos

Los ciclistas expertos o amateur, de seguro que tienen un objetivo en común y que es disfrutar al máximo la travesía en bicicleta y poder cargar con ella en todo momento sin contratiempos, incluyendo si toca trasladarse en tren.

Por eso resulta importante considerar algunas recomendaciones para que puedas viajar en tren con la bicicleta evitando cualquier inconveniente por desconocimiento de ciertas normativas, como es el caso de España donde todo dependerá del tipo de tren que decidas tomar.

Para moverse entre lugares cercanos, se debe tener en cuenta que estos trenes en efecto admiten que se suba bicicletas, pero siempre cumpliendo con ciertas pautas, la primera es que solo se admite una bici por persona y por supuesto con el respectivo billete en mano, la segunda es que solo se permite subirla al tren si este no va saturado de personas en cuyo caso se esperará un próximo tren o se solicitará el rembolso del billete, tampoco se permite obstaculizar los pasillos u otras zonas no autorizadas por lo que la bicicleta tendrá que estar en los espacios señalizados para tal fin.

Para trasladar un grupo grande por motivos de alguna excursión, todo dependerá de lo que autorice Atención al Cliente en función a la cantidad de bicicletas en general que se pretendan llevar en el tren.

Viaja cómodamente con tu bicicleta en tren y sin contratiempos

En el caso de requerir traslado en trenes de mediana o larga distancia, hay opciones que Renfe ha formulado para facilitar el viaje a los cicloturistas. Una de ellas es llevar la bici como equipaje de mano en cuyo caso hay dos formas de subirla al tren: plegada y desmontada.

Plegada

Este caso es simple, porque se pliega la bici y se coloca en el lugar designado para el equipaje.

Desmontada

Se exige que la bici viaje en una funda cuyas dimensiones totales no excedan los 180 centímetros; aunque esto no se aplica en trenes de media distancia convencional, ancho métrico y de cercanías.

La segunda opción es llevarla como equipaje especial. En este caso la bicicleta se traslada desmontada o plegada, las dimensiones no debe exceder bajo ningún concepto de 120 de largo x 90 de alto x 40 de ancho  (centímetros), el manillar debe ser girado a 90 grados y los pedales desmontados, en ambos casos dentro de una funda.

Esto va de la mano con la contratación del correspondiente compartimiento privado con servicio de litera o cama, en este último caso la tarifa incluye dos bicicletas máximo y cuando es de literas máximo 2 bicis por departamento, indispensable la compra del billete siempre.

Es decir, que  puedes subir la bicicleta al tren colocándola en los lugares señalizados y que no obstaculice los pasillos ni otros espacios para los usuarios, el servicio al igual que para las cercanías es gratuito, sin embargo y para viajes que superen los 100 Km se debe pagar un recargo de unos 3,00 euros.

 

Leave a Comment